conversaiones en inglés

Conversaciones en inglés, la mejor manera de aprender un idioma

Aprender un idioma nuevo es un proceso que requiere esfuerzo. El inglés es el idioma más demandado del mundo como segunda lengua debido a su universalidad y posibilidades laborales en las que abre camino. Muchos expertos han detectado que es de mucha ayuda marcar un objetivo claro por el cual se quiera aprender un nuevo idioma.

¿Qué objetivos se pueden marcar para aprender inglés?

Buscar un buen motivo para aprender inglés y marcar objetivos de aprendizaje permite crecer gradualmente y afianzar los conocimientos. Conseguir un nuevo empleo, poder comunicarte durante un viaje o con familiares extranjeros son metas que puedes plantear.

Un poco de gramática

Hoy en día es impensable que una persona no cuente con unas nociones básicas de inglés, aun así es necesario repasar determinados conceptos, verbos, vocabulario y gramática en general para empezar sobre seguro.

Conversation, la mejor forma de aprender

El mayor reto a la hora de aprender un idioma se da en la práctica, cuando quieres comunicarte con otros en inglés. Poder mantener una conversación sencilla es una recompensa enorme y mejorará tu motivación para seguir avanzando. Desde hace varios años en todas las ciudades hay cafeterías que sirven como punto de encuentro para mejorar el aspecto conversacional al que acuden nativos del idioma que estés aprendiendo, y el inglés es uno de los que cuenta con más afluencia. Por otro lado, las academias, antaño más tradicionales, han incorporado la conversación como eje clave en su metodología de aprendizaje, también se ha extendido la oferta de “campamentos de verano” intensivos que proporcionan un empujón muy importante a la hora de controlar el nuevo idioma. Un ejemplo lo podéis encontrar aquí: ceiwonderland.es/clases-conversacion-ingles.

Trucos para mejorar día a día

Sé constante

Si tu meta desde el minuto uno es mantener una conversación no perderás tanto tiempo con libros y guías para aprender sobre el papel y te encontrarás hablando con más gente de la que esperas.

Escucha

Cuando te encuentres en tus primeras clases o encuentros de conversación observa y escucha primero a las personas que tienes a tu alrededor antes de lanzarte con tu primer discurso. Al principio es posible sentirse perdido y creer que no se está aprendiendo pero la escucha activa es una forma excelente de entrenar el oído.

Diviértete

Explora películas y series en inglés, escucha canciones e intenta descifrar la letra (siempre puedes buscarla para mejorar tu pronunciación), prueba a ver charlas en inglés (en internet hay miles de recursos con o sin subtítulos) o lánzate a ver espectáculos deportivos de tu gusto en habla inglesa.

Abandona tu zona de seguridad y actúa como un niño

Es importante entrar en contacto con ambientes diversos donde poder practicar pero debes abandonar el miedo a cometer errores. Cuando somos pequeños y estamos inmersos en un proceso de aprendizaje constante, se espera que cometamos errores, no conviertas la equivocación en un tabú ya que fallar es la única forma de seguir avanzando. Aunque resulte embarazoso es la única manera de desarrollarse y mejorar. Debes estar dispuesto a cometer errores ya que por mucho que estudies depurar un idioma es un proceso largo, no te obsesiones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *