¿Por qué contar con un asesor fiscal en tu empresa?

gestiun
Si tienes una empresa o eres un trabajador autónomo, ya te habrás dado cuenta de que gestionar todo lo relacionado con los impuestos y la contabilidad, así como llevar las cuentas de tu negocio, es una tarea bastante complicada. Por lo general, las grandes empresas suelen contar con departamentos diseñados especialmente para atender todos estos aspectos, pero en el caso de las pymes y los autónomos, encuentran en el asesor fiscal la mejor solución. Actualmente, asesorías online como www.gestiun.com ofrecen servicios de asesoría fiscal a todo tipo de pymes o autónomos.

Una figura que se muestra esencial para que un trabajador o empresario pueda centrarse en sus funciones, y no tenga que atender a otras cuestiones que se encuentran fuera de su competencia. Y es que el asesor fiscal se encarga de gestionar de una manera ordenada y de calidad, todo lo relacionado con la contabilidad y la seguridad jurídica de una empresa. Es fundamental para aliviar de algún modo, siguiendo las pautas establecidas por la Ley, la importante carga tributaria a la que se enfrenta una empresa.

Además permite reducir la carga fiscal de una pyme teniendo en cuenta el coste productivo. Esto ayuda a optimizar las funciones dentro del sector en el que se encuentre una empresa en concreto, consiguiendo aportar un extra en relación a la competencia.

Principales tareas de un asesor fiscal

Tal como afirman desde www.gestiun.com, un asesor fiscal debe centrarse en tramitar las diferentes altas y bajas que se produzcan en una empresa, tanto las relacionadas con las gestiones tributarias de las sociedades como las de las personas físicas.

Planificar y gestionar las diferentes obligaciones fiscales es otra de sus principales competencias, así como la presentación de impuestos en los plazos establecidos, que sirven para estar al día y tener todo listo ante una posible inspección fiscal.

Como comentamos anteriormente, la principal función del asesor es facilitar en lo máximo posible el trabajo a los empresarios y al resto de trabajadores.

Tres aspectos importantes

Para disfrutar del mejor asesoramiento fiscal, es fundamental tener en cuenta tres aspectos muy importantes; clarificación, plantear una estrategia y detectar los posibles riesgos.

– Es fundamental clarificar el marco jurídico tributario en el que la empresa debe desarrollar la función empresarial principal.

– Es importante que el asesor planté una estrategia que trate de potenciar las diferentes oportunidades fiscales de las cuales se puede beneficiar la empresa. Eso sí, siempre hay que tener en cuenta lo establecido por la Ley.

– Conocer los riesgos fiscales a los que tenga que enfrentarse una empresa a lo largo de su actividad, y así poder definir la estrategia empresarial que permita minimizar estos riesgos.

Estos tres aspectos permiten a los asesores poder desarrollar la actividad laboral con una mayor garantía y con la seguridad necesaria, y así poder disminuir las contingencias que puedan aparecer a lo largo de la actividad mercantil. Esto permite disfrutar de una reducción en los costes empresariales y producir un aumento en relación a la eficiencia empresarial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *